Trámites para cambiar de bandera

bandera belga barco

El abanderamiento fuera de España para navegar bajo pabellón de otros países europeos tiene riesgos y ventajas, pero es una práctica habitual. Al arriar el pabellón español y gobernar un barco en aguas españolas y europeas, es necesario cumplir con la normativa y liquidar el impuesto de carácter Especial sobre Determinados medios de Transporte o impuesto de Matriculación.

La baja del Registro Marítimo en España puede tardar unas semanas, pero debe esperarse el comunicado de baja para cambiar el pabellón nacional en la embarcación. Se desprograma el número de identificación del servicio móvil marítimo de radio y administración, ya que se asigna un nuevo número con la nueva bandera.

La legislación española es restrictiva, incluye inspecciones técnicas con altos costos. Se acepta la legislación del pabellón bajo el cual se navega y algunos deciden seleccionar una legislación más flexible, ya que quien está al mando de la embarcación es responsable de la seguridad y funcionamiento de todos los elementos del barco.

Las embarcaciones deportivas no son inspeccionadas de forma periódica en Holanda, los armadores se comprometen con el mantenimiento correcto. Los elementos de seguridad son exigidos, pero su caducidad inicia en su fecha de vencimiento. No se limita la navegación por zonas, depende de la construcción del barco y pericia del capitán.

La tramitación de los documentos e impuestos tarda unos diez días, no exigen la baja del registro de España y emiten una licencia Internacional de Navegación IPC. En Bélgica el trámite es más largo y se exige la baja del Registro Marítimo de España.